lunes, octubre 17, 2005

S

Porque no estás.
¿Por qué no estás?
sordo sombrío
silencio
ciego solo
me olvido

sigo soñando
silbando canciones
citando versos ajenos
siguiendo ciudades vacías
soltando versos
sintiendo su ausencia
sonriendo con la mía

separo sentimientos
sereno mis ansias
simulando simple indiferencia
zurciendo pedazos gastados
sádico bufón
sin salida
salvaje ceremonia conocida

saboreo de nuevo ausencia
siembro su silueta
sopla el viento, cosecho tempestad
solo tengo su sombra
mientras el sol lo permita

suave calor
mentira sombría
frío suave su piel
sinónimo de estrellas
susurro de agua
sudores y desamores
zozobro sobrecogido
sobreviviendo
sobreinventando
sin suplicar
ni esperar

solo
sigo solo las calles
siempre sin salida
sigo siempre
su ausencia
sigo
solo

4 comentarios:

El cuenta cuentos dijo...

Somos muchos los que vivimos solos, aunque tengamos un mundo al rededor... lo interesante de esto es que siempre encontramos una vida ajena que vivir en la que no estamos solos... yo tengo mis cuentos y tú tu poesía... mientras vivamos parte de nuestra soledad en ese mundo maravilloso que hemos creado para nosotros... podremos seguir aferrados a la realidad... de que sirve un soñador si no existe una realidad en que se sueñe?

Me encanto el poema... navegante...

pastv dijo...

Con tu poema recordé un libro que debo leer…Antes que alguien aquí en casa me gane el libro y tenga que esperar mi turno.

Y sé que a veces sientes que nadie te visita, pero sigue escribiendo, la palabra escrita en forma de poesía puede desvanecer muchas penas de los que la leemos.

Abre las velas navegante que hoy hace buen viento!

mariposa dijo...

Navegante, tus palabras son conocidas, leidas y re-leidas tratando de entender porque no estoy... todavía no lo averiguo...

Mashu dijo...

Respondo a tu pregunta mi querida mariposa:

1. No hay ausencia peor que extrañar a alguien que está a tu lado. Percibir su aroma, sentir su calor, y hasta poder tocarla, pero extrañarla... es una distancia no física, una ausencia en la presencia.

2. En palabras del maestro Joaquín Sabina, "no hay nostalgia peor que añorar lo que nunca jamás sucedió".

3. Como diría un verso mío (que está en este cuaderno): "a veces regresas, sin haberte ido")

Por todo esto, no estás...